SUSCRÍBETE | Español | English |

Nosotros

Editorial

Secciones

Revistas

Calendario

Contacto


Uso de Infraestructura Verde para mitigación del impacto de escurrimientos pluviales

Por: Ing. María Elena Giner, COCEF

La frontera divide y une a dos países que han mantenido por muchos años una asimetría económica y con grandes retos en materia de seguridad y comercio. La descripción más simple de la realidad fronteriza es que si bien algunas de las comunidades más pobres de los Estados Unidos se localizan en esta región, la migración desde el sur de México continúa y antes de la última recesión en los Estados Unidos, la frontera era una de las regiones de mayor crecimiento demográfico del país. Desde 1965, cerca de 3,839 maquiladoras se han instalado en la región generando cerca de 980,000 empleos. En su momento, esto significó un amortiguamiento a las crisis económicas en México del periodo de 1980 al 2000.

Tradicionalmente, las ciudades fronterizas reciben presupuestos en infraestructura por debajo de sus necesidades y, en no pocas ocasiones, en áreas no prioritarias. La creación de los Institutos Municipales de Planeación (IMP) ha permitido recuperar el sentido estratégico del desarrollo urbano, pero aun así, muchos municipios han tenido que recurrir al endeudamiento para responder a sus necesidades más urgentes.

Las cuencas fronterizas que generalmente funcionan como ciudades hermanas. Las ciudades tienen una gran interdependencia y su resiliencia está íntimamente vinculada a la operación local de las jurisdicciones y las colaboraciones regionales de las ciudades hermanas.

La cooperación binacional

La cooperación binacional en los últimos 20 años en materia ambiental, ha fortalecido la operación por parte de los Organismos Operadores de agua y el aumento en las coberturas de saneamiento básico a nivel municipio a través de programas como el “US-Mexico Border Infrastructure Program” (BEIF). En otro nivel, los programas de cooperación binacional han promovido la participación y empoderamiento de la sociedad en esquemas como el Programa 2020. Ambos programas son operados por la COCEF y con la participación de CONAGUA y la Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos (USEPA).

Los proyectos desarrollados en este esquema han sido exitosos en la solución de problemas ambientales en las cuencas compartidas. El éxito en el desarrollo de estos programas permitió la construcción de capital social y credibilidad en ambos lados de la frontera. Es por tanto deseable, el aprovechar esta capacidad para atender problemas de otro grado de complejidad pero igualmente relevante para el bienestar y la resiliencia de las comunidades fronterizas. A partir de los trabajos de planeación asociados al cambio climático fue evidente la necesidad de atender el problema del manejo de las aguas pluviales en las cuencas compartidas.

Problemática

Al igual que otras regiones del mundo, la región fronteriza ha experimentado un creciente impacto por eventos severos. La climatología de la región se caracteriza por condiciones de sequía alternando con episodios de lluvias torrenciales de corta duración y de alta intensidad. Lo anterior se refleja en un incremento importante en los fenómenos hidrometeorológicos extremos y un mayor costo por los daños que ocasionan, como se deduce de los montos asignados a la frontera desde 2002 por desastres asociados a lluvias severas e inundaciones y que al 2014 acumulaban poco más de 16 mil millones de pesos. Adicionalmente, las comunidades fronterizas siguen creciendo por arriba de la media nacional con el consiguiente crecimiento de la superficie impermeabilizada. Este decremento en la infiltración de las aguas pluviales por la urbanización y la pavimentación, incrementó los escurrimientos, según algunos estudios, en promedio hasta 45 porciento. Lo anterior representa un reto al mantenimiento de la infraestructura pública y por los daños a los hogares por causa de las constantes inundaciones y encharcamientos. A nivel regional, estos escurrimientos transportan contaminantes (aceites, basura, materia fecal, sedimentos, etc.) a cuerpos de agua binacionales y los cuales no pueden ser reducidos de una manera práctica.

Eventos como las lluvias extraordinarias del 2008, en que comunidades como Nogales y Sonora resintieron daños en la infraestructura urbana en poco menos de $60 millones de pesos, motivaron a la elaboración de estrategias y proyectos para reducir las avenidas a través de represas y mejoras a los sistemas de alcantarillado. En este proyecto las obras de mitigación para la modificación de embalses ascendían a $9.4 millones de pesos. Episodios semejantes llevaron a la elaboración de planes de manejo de los escurrimientos pluviales, como el que se elaboró para Ciudad Juárez, Chihuahua. Sin embargo, no se ha desarrollado una estrategia consistente a lo largo de la frontera para mejorar la calidad de las intervenciones de los gobiernos y de la comunidad y mejorar las capacidades de manejo de los escurrimientos.

La mayoría de los diagnósticos sobre vulnerabilidad y resiliencia establecen la necesidad de hacer más eficiente el gasto público combinando el funcionamiento de la infraestructura convencional con la que corresponde al manejo de escurrimientos pluviales en un esquema de adaptación para un futuro con restricciones de agua. En este contexto, las autoridades requieren de estrategias diferentes que enfrenten este problema.

Infraestructura Verde

Los diseños y estrategias comprendidos dentro del concepto de Infraestructura Verde son una oportunidad para involucrar a la comunidad, gobiernos locales y empresas en acciones coadyuvantes a las grandes obras de infraestructura.

El enfoque de Infraestructura Verde promueve la utilización de vegetación, suelos y procesos naturales para recuperar las capacidades de los ecosistemas nativos. Ejemplos de éstos son: intervenciones estructurales en vialidades para aumentar la vegetación en camellones y banquetas, aumento de albedo e infiltración, corredores verdes, restauración de ríos/acequias, techos verdes y pavimentos permeables. De esta manera se logra: a) reducir los escurrimientos responsables de las contingencias por inundaciones; b) se reduce la vulnerabilidad a las sequías por recargas y reducción en consumo de agua potable; c) proteger la calidad del agua; y d) reducción en arrastre de sedimentos y azolvamiento de presas y otra infraestructura hidráulica.

Una de las estrategias que ofrece ventajas ambientales y que se encuadra dentro de la experiencia y los recursos de la COCEF es el desarrollo de Infraestructura Verde. Adicionalmente, estos esquemas fortalecen la participación ciudadana y la vertebración social en la toma de decisiones, lo que le ha valido un amplio reconocimiento a nivel continental (Kiy y Wirth, 1998).

Este documento tiene como propósito el generar una discusión constructiva sobre la situación de las principales ciudades y cuencas binacionales en el manejo de los escurrimientos pluviales a partir de dos enfoques:

• La utilización de los recursos siempre limitados con los que cuentan los municipios para mantenimiento y creación de infraestructura urbana bajo los principios de Infraestructura Verde, y

• La urgente necesidad de transitar hacia una mayor resiliencia como alternativa de adaptación al cambio climático.

• Un número cada vez mayor de casos de éxito comienza a generar un acervo de técnicas y capacidades.  Hoy se reconoce que la Infraestructura Verde reduce los montos de inversión en infraestructura de conducción y contención, además de fomentar la integración del tejido social al recuperar espacios y servicios ambientales.

Ejes estratégicos

El modelo implementado por la COCEF para la incorporación de la cultura de Infraestructura Verde en las comunidades fronterizas consiste en valorizar cuatro ejes estratégicos que sirvan de soporte para que los municipios y los estados puedan desarrollar e implementar un cambio de paradigma en el diseño e implementación de la infraestructura urbana para un mejor manejo de las aguas pluviales. Los ejes estratégicos son:

Técnico. Se basa en la incorporación de las mejores prácticas y el impulso a la innovación en técnicas constructivas que transformen los espacios y servicios públicos municipales en zonas de recarga y esparcimiento.

Legal. Proporcionar un marco legal que permita la inversión pública y privada de manera eficiente y que ofrezca la más razonable relación costo/beneficio. Debe incluir reglamentos municipales de Infraestructura Verde en áreas de construcción en el sector vivienda y comercial, así como en la rehabilitación del equipamiento urbano existente.

Social. Que la infraestructura sea la requerida y le sirva a la gente contribuyendo al fortalecimiento del tejido social, empoderando a la sociedad y procurando una cultura de autogestión. Esta estrategia debe incorporar formación y motivación a los actores y generar incentivos.

Ambiental. Que los proyectos coadyuven a la regeneración ambiental de las comunidades mejorando los espacios para la biodiversidad, reducción de ruido e isla de calor urbano así como una mejora en la calidad del aire.

Bajo este modelo se deben generar programas que fomenten la creación de capacidades para que sean las mismas comunidades, acompañadas de sus respectivos gobiernos municipales, las que procuren la transformación de su ciudad. El rol de las instituciones de cooperación y desarrollo, como la COCEF y el BDAN, pueden tener un papel importante en la dirección, transferencia de capacidades, induciendo el desarrollo de políticas públicas y buenas prácticas, así como el intercambio de ideas.

Plan de Trabajo de la COCEF y el BDAN

Continuando con los esfuerzos de impulsar la iniciativa de Infraestructura Verde en los municipios fronterizos, y para poder lograr que ésta se fortalezca en las estructuras institucionales, la COCEF y el BDAN establecieron para el 2016 un Plan de Trabajo que se alinea con las áreas prioritarias definidas para dicho impulso:

Planeación. Las actividades previstas en esta línea de acción van encaminadas a diseñar un marco de referencia único para el desarrollo de Infraestructura Verde en la región fronteriza y la relación costo-beneficio. Entre las actividades programadas a realizarse se tienen las siguientes:

- Evaluación de alternativas de mitigación a inundaciones que incluyen infraestructura gris y verde para la región de Douglas, Arizona-Agua Prieta, Sonora.
- La modelación hidrológica y de oportunidades de Infraestructura Verde para la microcuenca “Tapioca” en Ciudad Juárez, Chihuahua.

Construcción de capacidades institucionales. Para continuar fortaleciendo la administración del conocimiento se ha programado el desarrollo de los siguientes eventos:

- Organización y desarrollo del III Foro Fronterizo de Infraestructura Verde, a celebrarse los días 21 y 22 de septiembre en Saltillo, Coahuila, con el apoyo de la USEPA y el Gobierno del Estado de Coahuila a través de la Secretaría de Medio Ambiente.
- Organización y desarrollo de un Taller de Capacitación Técnica de Infraestructura Verde, donde se pretende que los “ingenieros hablen con los ingenieros”. Este taller se llevará a cabo el día 23 de septiembre en la ciudad de Monterrey, Nuevo León; con el apoyo del Gobierno del Estado a través de la Secretaría de Desarrollo Sustentable.
- Apoyo en el desarrollo del Taller de Infraestructura Verde que organiza “El Paso Water Utilities”, a llevarse a cabo en la ciudad de El Paso.

Guías y reglamentos para dar certidumbre jurídica y por ende viabilidad al desarrollo de la Infraestructura Verde en el crecimiento urbano de las ciudades, principalmente del lado mexicano de la frontera. Para ello se han programado las siguientes acciones:

- Incorporación del concepto de Infraestructura Verde en el marco jurídico municipal. Como fase inicial, se pretende incidir en las regulaciones municipales de las ciudades de Tijuana, Baja California; Nogales, Sonora; y Ciudad Juárez, Chihuahua.
- Como complemento a la modificación del marco jurídico municipal, se está desarrollando un Manual de Lineamientos Técnicos de Diseño para la incorporación de Infraestructura Verde en obras municipales para los municipios fronterizos mexicanos, rescatando las mejores prácticas de las guías en Estados Unidos.

Programa Frontera 2020. Aunado a las anteriores líneas de acción, la COCEF administra los recursos de la EPA para el Programa Frontera 2020, mismo que en cartera trae 6 iniciativas de Infraestructura Verde en desarrollo de proyectos demostrativos a lo largo de la región fronteriza.

Para finalizar, se propone tener un portal dinámico que distribuya los materiales y productos en la medida que se estén generando.

Referencias

1 Una discusión más amplia se puede ver en: Kiy y Wirth (1998). Environmental management on North America’s borders, Texas, A&M University Press, College Station.
2 Tomada de: The Expansionist, febrero de 2013. http://www.universalep.com/index.php/newsletter/90-february-2013-border-city-population, consultado el 17/12/2014.
3 Fuentes: http://www.wrcc.dri.edu/summary/climsmaz.html, consultada el 7/01/2015 y Texas County Almanac, Texas State Climatologist, Texas A&M University.
4 CILA 2006, Reporte anual.  Consultado en http://www.sre.gob.mx/cilanorte/images/stories/pdf/2006.pdf, el 5 de enero del 2015.
5 La descripción y alcances del programa se pueden consultar en http://www2.epa.gov/border2020%20, visitada el 17/12/2014.
6 Municipio de Nogales, Sonora (2009), Embalses de detención. Consultado en http://www.azwater.gov/AzDWR/Arizona_Mexico_Water/Meetings/2011-06-03_Water_Committee_Goodyear/2011-06-03MeetingPresentations.htm el 28/ene/2015. Los montos de reparación de FONDEN 2008.
7 Para el caso de Estados Unidos se puede consultar: http://water.epa.gov/infrastructure/greeninfrastructure/index.cfm, visitada el 17/12/2014. Para el caso europeo se puede visitar: http://ec.europa.eu/environment/nature/ecosystems/index_en.htm, visitada el 17/12/2014.
8 Para una discusión más amplia y formal de los beneficios ver: Córdova, A. y J. Martínez-Soto. 2014. Beneficios de la Naturaleza Urbana. En Ojeda Revah, L e I. Espejel (Coordinadoras). Cuando las áreas verdes se transforman en paisajes urbanos. La visión de Baja California. El Colegio de la Frontera Norte. Tijuana, B.C., México pp 19-50.
9 Consultar página WEB www.cocef.org para obtener conferencias y materiales de foros anteriores.


• Lomas de los Altos 1185 • Col. Lomas de Atemajac • 45178 • Zapopan, Jalisco, Méx. | © 2016 ANEAS | Aviso de Privacidad